El verano ha llegado oficialmente, los días de calor son más intensos y como sabemos, los rayos del sol cada vez llegan con más fuerza, una solución rápida y económica de protegernos de ambas cosas es mediante las láminas solares, disponibles tanto en negro como en plata,  protegerá del sol y el calor el interior del vehículo, totalmente homologadas de acuerdo con la orden nº 1.659 del ministerio de Ciencia y Tecnología del 06-06-2001, hará los viajes mucho más confortables, y a su vez, nos permitirá proteger los cristales de roturas en caso de accidente.